La Jam Fight Covid cierra con éxito de participación

GameBCN, la incubadora de estudios de videojuegos, puso en marcha entre los días 16 y 19 de abril la hackathon online Jam Fight Covid, con el objetivo de concienciar sobre el uso de medidas preventivas para detener la propagación del coronavirus. Se presentaron 15 proyectos, con la participación de más de 80 estudiantes que han desarrollado juegos para dispositivos móviles relacionados con las medidas especificadas y validadas por los profesionales del Hospital de Bellvitge, tal y como se especificaba en el proyecto.

RedDotUn grupo de alumnos del CITM, Miquel Suau, Eudald Garrofé y Jordi Pardo, participaron en la hackathon con el nombre de RedDot, un videojuego que nos proponía ser un cerebro humano que debe evitar que su sistema nervioso haga acciones poco recomendables. En este juego debes decidir qué acciones realizar: cómo lavarte las manos, mantener la distancia cuando hay mucha gente y otras acciones similares.

La Jam Fight Covid también contó con la colaboración de los profesores del grado en Diseño y Desarrollo de Videojuegos del CITM Joan Pons y Lasse Loepfe, que participaron como mentores en las especialidades de programación y game design. Joan Pons, que además fue parte del jurado, nos contaba cómo de enriquecedor había sido hacer el seguimiento de los diversos equipos a lo largo de los tres días. “Podías ver las diferentes iteraciones y comprobar como las propuestas iban mejorando”, afirma. Como miembro del jurado valora el juego presentado por los alumnos del CITM como “uno de los mejores en aspectos narrativos y educativos”. Le faltaba, sin embargo, “un poco de orientación para app móvil”, motivo por el cual no llegaron a obtener la primera posición.

Finalmente la aplicación para teléfonos móviles Preveni2 ganó el concurso Jam Fight Covid, con una dotación de 2.000 €.

El evento, en definitiva, se convirtió en un ejercicio de solidaridad entre estudiantes, profesores, empresas y profesionales sanitarios, un ejemplo de trabajo colectivo a tener muy en cuenta en los días que vivimos.